Aquí Cristian Daes aparece en una de las secciones de la fabrica de Tecnoglass. Foto cortesía.

Tecnoglass es un productor de vidrio para edificios residenciales y comerciales con sede en Colombia. Fundada en 1984 por dos hermanos, José Daes y Christian Daes, quienes actualmente se desempeñan como directores y CEO y COO, respectivamente.

Las acciones subieron un 390% este año en resultados récord impulsados por un auge inmobiliario pandémico en Florida, el mercado clave de la compañía. Recientemente, los datos del censo de los Estados Unidos muestran que los nuevos permisos de construcción residencial han alcanzado su punto máximo, lo que indica un viento en contra fundamental en el futuro.

Varios meses de investigación

Nuestra investigación de meses de duración incluye la revisión de registros judiciales de Estados Unidos y Colombia, presentaciones de valores, registros corporativos, registros de propiedad, registros de exportación e informes de medios que se remontan a décadas. Hemos identificado serias señales de alerta con respecto a la administración y numerosas transacciones de aspectos relacionados no revelados que ponen en duda los resultados financieros reportados de la compañía.

En 1996, los fiscales penales de Estados Unidos presentaron cargos contra José y Christian Daes, el actual CEO y COO de Tecnoglass, alegando que los dos sirvieron como “gerentes y operadores” del cartel de Cali, ayudando a contrabandear armas y más de 200 toneladas de cocaína, y lavaron dinero. Se emitieron órdenes de arresto contra el CEO José Daes y fue declarado fugitivo.

En 1999, el actual CEO de Tecnoglass, José Daes, fue encarcelado en Colombia por acusaciones separadas de enriquecimiento ilícito después de que los fiscales encontraron cheques pagados a una subsidiaria de Tecnoglass por compañías fachada controladas por el jefe del cartel de Cali.

Los cargos contra los dos fueron posteriormente desestimados o eliminados en un expediente judicial en su mayoría sellado, lo que llevó a la especulación de los medios locales de que el sellado pudo haber sido para proteger a aquellos que cooperaron en el enjuiciamiento de otros acusados.

Antecedentes de Tecnoglass

En 2004, el actual CEO de Tecnoglass, José Daes, recibió un disparo en la cabeza y el cuello durante un fallido intento de asesinato, más tarde atribuido a un señor de la guerra paramilitar de derecha que creía que Daes estaba tomando demasiados contratos corruptos del alcalde local.

Tras la represión del Cartel de Cali, los familiares de las personas responsables de lavar dinero para un cartel sucesor del tráfico de cocaína, conocido por su escuadrón de la muerte, aparecen como accionistas clave de Tecnoglass y el negocio de fabricación relacionado con los Daes. Siguieron siendo accionistas en 2020.

Alrededor de 2012-2013, el CEO y COO de Tecnoglass fueron objeto de escrutinio por parte de las autoridades colombianas por las acusaciones de que crearon 359 entidades corporativas como parte de un esquema para manipular las elecciones locales de la Cámara de Comercio. Más tarde, las autoridades dictaminaron que la estructura corporativa de Tecnoglass era opaca y multaron a los hermanos Daes.

En diciembre de 2013, Tecnoglass se hizo público a través de un SPAC [1], pasando por 3 auditores en un lapso de aproximadamente 1 año. Los auditores señalaron específicamente las deficiencias importantes relacionadas con la identificación y conciliación de las transacciones con partes vinculadas.

GM&P, su mayor cliente

El mayor cliente de Tecnoglass de 2013 a 2016, una compañía llamada GM&P, representó el 26% de las ventas solo en 2016. El CEO del cliente “independiente” es primo del CEO y COO de Tecnoglass, según los registros públicos. No se encontró revelación de la relación familiar.

Una subsidiaria de este cliente supuestamente independiente fue administrada por los sobrinos del CEO y COO de Tecnoglass a través de una entidad con sede en la dirección de Tecnoglass. Los sobrinos eran, y siguen siendo, ambos empleados senior de Tecnoglass.

El cliente, GM&P, fue adquirido posteriormente por Tecnoglass en 2017, junto con una participación del 60% en la filial. No se mencionó ninguno de los enlaces familiares o de partes relacionadas en las presentaciones de Tecnoglass.

¿Quién eldueño del 40% de Tecnoglass?

Tecnoglass aún no ha revelado quién es el dueño del otro 40% de la entidad subsidiaria. Los registros de exportación muestran que los envíos de Tecnoglass a la entidad subsidiaria se han disparado en 2021 a US$ 76 millones en comparación con US$ 1.5 millones en 2020.

De 2016 a 2018, los registros de exportación muestran que Tecnoglass exportó el producto a lo que parece ser otra entidad ficticia llamada “Window Design And Installation LLC”. La supuesta entidad de vidrio / construcción no tenía signos obvios de operaciones, está administrada por los sobrinos del CEO y COO de Tecnoglass, y tiene su sede en una residencia propiedad del CEO y la hermana del COO.

2015-2021: Los registros de exportación muestran que Tecnoglass exportó el producto a otro cliente supuestamente independiente llamado “Glass Studio Group LLC”, que también tiene vínculos de partes relacionadas no reveladas con los sobrinos del CEO y COO.

ES Metals

En 2019, Tecnoglass adquirió una participación del 70% en la entidad “ES Metals” de los hijos del CEO y COO, sin revelar la relación. La evidencia muestra que la participación fue adquirida a través de una entidad formada originalmente como parte del presunto escándalo de fraude electoral de la Cámara de Comercio.

Más allá de los signos de clientes de partes relacionadas no revelados, encontramos problemas paralelos con los gastos de capital. Los hermanos Daes poseen una empresa de construcción de partes relacionadas que ha desempeñado un papel significativo y poco revelado en la construcción de las numerosas instalaciones y expansiones de la compañía en Colombia, lo que representa al menos US$ 24 millones en contratos de construcción.

Dado lo anterior, sospechamos firmemente que Tecnoglass ha falsificado una parte significativa de sus ingresos. La compañía siempre ha tenido dificultades para recaudar ingresos, con el indicador DSO (DSO, Days Sales Outstanding)[2] duplicando al que tienen empresas similares.

En resumen, no tenemos fe en las finanzas de la compañía dados los antecedentes de la gerencia y las irregularidades que hemos descubierto. Alentamos a su auditor a hacer una revisión completa de las transacciones de sus clientes y los saldos pendientes.

*********

[1] Special Purpose Acquisition Company (compañías con un propósito especial de compra), son compañías que salen a cotizar en el mercado de valores con el propósito de recaudar capital para la potencial fusión o adquisición de una futura empresa (nota del traductor).

[2] DSO, su traducción literal es “días pendientes de ventas”, el cual es un indicador comercial que se refiere a los días que demora un cliente en pagar la factura que ha emitido una empresa por un bien o por la prestación de un servicio, y este indicador puede ser anual, trimestral o mensual (nota del traductor).